Este website utiliza cookies propias y de terceros. Alguna de estas cookies sirven para realizar analíticas de visitas, otras para gestionar la publicidad y otras son necesarias para el correcto funcionamiento del sitio. Si continúa navegando o pulsa en aceptar, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, en nuestra Política de cookies?
Logo de extraconfidencial.com    Versión normal
Ir a la portadaIr a la siguiente noticia
A tomar por átomo
Según un estudio
La distancia entre el ano y los testículos es determinante en el cáncer de próstata

PEF


También es importante a la hora de procrea

Aunque pueda parecer mentira la distancia existente entre el ano y los testículos puede ser determinante a la hora de padecer cáncer de próstata, o bien cuando se quiere procrear. Así lo establecen un par de estudios que ponen de relieve que las pequeñas diferencias pueden ser muy significantes en el cuerpo humano. En el caso del cáncer, el trabajo cuenta que cuanta mayor distancia entre el ano y los genitales de los hombres menor es el riesgo de desarrollar cáncer de próstata.

Es más, especifica que la diferencia entre estar enfermo y no estarlo es realmente pequeña, no llega a los cinco milímetros. Pero investigadores del CREAL (Centro de Investigación en Epidemiología Ambiental) de Barcelona han observado que los pacientes de cáncer de próstata analizados tienen una menor ´distancia anogenital´ que los individuos que no padecen cáncer. Ahora todos a medir con la regla...

Según explica el propio centro, se trata del primer estudio que informa sobre este tipo de mediciones como factor de riesgo de este cáncer. Según apunta la doctora y especialista Gemma Castaño, principal autora del estudio, "ahora lo importante es replicar este estudio con un mayor número de personas", donde llegaron a participar hasta 60 pacientes con cáncer de próstata y otros 52 sin tener esta patología en el Hospital del Mar de Barcelona y el Hospital Germans Trias y Pujol de Badalona.

Concretamente la distancia anogenital en controles rutinarios es de 125 milímetros, mientras que en pacientes con cáncer de próstata es de 120 milímetros; aunque siempre puede haber excepciones. Por otro lado, la historia no queda ahí, porque otro estudio relaciona la distancia que hay entre el ano y los genitales con la fertilidad masculina y considera que a menor distancia menos son las posibilidades de poder procrear. Los pequeños detalles siempre son importantes.
© 2014  |  www.extraconfidencial.com  | Powered by 
Ir a la portadaIr a la siguiente noticia